martes, 2 de septiembre de 2008

UN APUNTE RÁPIDO SOBRE ENVIDIA Y GIRASOLES

.


Venía hacia el trabajo en coche cuando he visto unos metros más allá un chico que montado en una vespa gris llevaba sujeto a la moto un ramo de girasoles. He apurado el acelerador para saltar un semáforo ya en rojo y poder verle la cara. Al quedar a su lado, en el siguiente semáforo, se ha vuelto y me ha sonreído.
Es D.Z., un cantante que ganó uno de esos concursos de televisión y al que trato de vez en cuando superficialmente por cuestiones de trabajo. Cuando lo he visto de lejos, he sentido envidia del destinatario de los girasoles. Luego, me ha gustado saber quien era, comprobar que tengo la suerte de conocer a alguien que en este mundo gris, todavía anda en moto con un ramo de girasoles.
.

3 comentarios:

Lupita dijo...

Como poco pintoresco, no se ve mucho, pero... son bonitos los girasoles ¿verdad?

Anónimo dijo...

HOLAAAAAAAAA!! MIRA Q SUERTE!! , SI ESQUE ESTE CHICO ES DE LO MAS ORIGINAL..... ME GUSTAN LOS GIRASOLES, VER CAMPOS CULTIVADOS DE ELLOS QUEDAN PRECIOSOS.

BESOSSSSSSSSSSSSS
MARISA

Anónimo dijo...

Que bonito, por diosss .... no tengo palabras... que cosa más dulce de hombre ... (además de excelente cantante). Cuesta creer que en los tiempos tan extraños y tan materialistas que vivimos alguien haga algo tan entrañable y bonito por alguien ... A mi me enternecería de pies a cabeza recibir un regalo asi ....